Huevo(s) estrellado(s) con jamón crujiente (y no-patatas)

Qué fácil, rápido y delicioso es este plato. No echaréis de menos las patatas fritas, ¡os lo aseguro!

P1050037

Como asumo habréis deducido del título y de la foto, basta con sustituir las patatas por taquitos de calabacín o berenjena (o calabacín y berenjena), añadirle unos trozos de jamón y coronarlo con un huevo frito convenientemente estrellado. Un clásico, pero un poco diferente.

P1050015

Me he limitado a cortar una berenjena y un calabacín en taquitos, darle un toque de microondas a los de calabacín (que tardan más en hacerse al horno que los de berenjena) y hornear ambos unos 15 o 20 minutos a 180º.

P1050018Vamos ya a por el rey del plato: el ultra-sencillo crujiente de jamón.

P1050025

Si tenéis jamón del bueno no lo aconsejo, pero si es normalito, un toque acrujientado le sienta de fábula y no os llevará más que un minuto. Colocad las lonchas de jamón entre dos papeles de cocina y metedlos en el microondas a máxima potencia unos 30 segundos. Según lo gruesas que sean tardarán más o menos, pero estarán suculentas antes de daros cuenta.

P1050033

Y poco más, freíd el huevo a vuestro gusto, colocadlo sobre los tacos de calabacín y berenjena y el jamón, y ‘estrelladlo’ 🙂

image

No-fideuà II (de berenjena)

¡Qué delicia! Si bien podéis decirme que parece incluso menos ‘fideuosa’ que la versión no negra de hinojo que publiqué aquí, en mi defensa diré que queda deliciosa. Desde luego tampoco engañará a un comedor asiduo (ni ocasional 😉 ) de fideuà, pero a menos que no le guste la berenjena (cosa que considero poco probable pero posible al fin y al cabo) o la sepia, ¡limpiará el plato!

En esta ocasión he usado unas sepietas que tenía congeladas y un sobrecillo de tinta, aunque si tenéis la posibilidad (y el tiempo), no dudéis en sustituirlos por una sepia fresca con su propia tinta, tendrá incluso más sabor, ¡si cabe!

P1040934

Para dos platos de no-fideuà he usado:

  • 2 berenjenas
  • media cebolla picada
  • medio pimiento rojo picado
  • 1 salchicha
  • un par de ajos picados
  • un tomate maduro rallado
  • unos mejillones con el agua que han soltado al abrirlos
  • 1 sepia pequeña
  • 1 sobrecillo de tinta de calamar

Empezamos por cortar la berenjena en rodajas, salarla y dejarla unos minutos que “sude” el amargor mientras se calienta el horno.

P1040935

Luego las secamos con papel de cocina y al horno con ellas, unos 10 minutos a 180º.

P1040942

Momento ideal para preparar la sepia y reservarla.

P1040951

Y procedemos a la “fideuaización”: simplemente sofriendo la cebolla y el pimiento y añadiendo al rato el ajo y el tomate. Cuando el sofrito esté bien cocinado, echamos la salchicha cortadita y la sepia.

Le damos unos garbeos y añadimos un vasito del agua de los mejillones (o de caldo de pescado, o de agua) y el sobrecillo de tinta. Dejamos que se cocine bien la sepia (unos 15 minutos al menos, aunque aconsejo ir probándola y aprovechar para rectificar de sal).

P1040953Aprovechamos para cortar las berenjenas en fideícos (o como buenamente os apetezca, a modo de tallarines queda de lujo también).

P1040955

Y ya casi estamos. No queda más que añadir los mejillones y mezclar los no-fideos de berenjena con el sofrito-salsa negra de sepia.

P1040967

Queda realmente rico, como un arroz negro con un toque de berenjena escalivada, y es tremendamente low carb!

image

Aros de cebolla low carb

Quién iba a pensar que serían tan rápidos, fáciles y deliciosos, ¡oye!

P1050010

No dejéis de probarlos, no volveréis a echar de menos la versión empanada, ¡os lo aseguro!

P1040990La elaboración no puede ser más sencilla:

  1. Cortar cebolla en aros
  2. Batir clara de huevo con una pizca de sal a punto de nieve firme
  3. Remojar los aros en la clara
  4. Colocarlos en una bandeja de horno previamente engrasada
  5. Gratinarlos un par de minutos por cada lado

Solo aconsejo:

  • darle a los aros un golpe de microondas antes de “rebozarlos”, porque la clara se quema antes que el rebozado de pan y así nos aseguramos de que la cebolla quede bien cocinada;
  • y separarlas un par de centímetros al colocarlas en la bandeja, ¡que la clara se hincha!

Y listo, un plato sano, rápido, low carb y debo confesar que tremendísimo 🙂

image

Mini pseudo-focaccias low carb de parmesano

¡Qué ricas han salido! Debo decir además que estoy encantada con el millar de posibilidades que brindan. Visto el resultado, tengo que probarlas con otros “rellenos”, quizás olivas o tomate seco, will keep you posted!

La idea es simple: mezclar clara de huevo a punto de nieve y harina de almendra. Vamos, lo que vendría a ser un macaron pero sin el follón de envejecer las claras o dejar reposar la mezcla, sin azúcar y con queso. Y puedo decir sin ruborizarme que están estupendas 🙂

P1040983

Para una bandejilla, he usado:

  • 30g de almendra molida
  • 50g de clara de huevo
  • 20g de parmesano rallado
  • un pellizquillo de sal

P1040985No tiene mayor misterio que el de batir las claras con la sal a punto de nieve firme y mezclarlas con cuidado con la almendra y el queso. Luego hay que hacer montoncitos (si sois duchos podéis meter la mezcla en una manga pastelera para hacerlas más aparentes, tendrá suficiente consistencia) sobre una base de silicona. Si tenéis, coronadlos con unas hierbas provenzales, combinan muy bien. Solo queda hornear unos 10 minutos a 160º, ¡y veréis cómo el olor os llama!

Son una absoluta delicia, tanto fríos como calientes, además de sin gluten y low carb!

image

No-fideuà I (de hinojo)

Desde luego nadie lo confundirá con una fideuà propiamente dicha (de fideos, se entiende) pero sin duda os parecerá fácil, reconfortante y tremendamente low carb 🙂

P1040910

Me he limitado a sustituir los fideos por hinojo y puerros cortados en tiras.

P1040914

Si queréis, dadles un toque de microondas para ablandarlos y cortadlos más ‘fideiformes’, aunque así han quedado la mar de apañados también.

P1040947El proceso de la “fideuaización”, sin embargo, es el mismo. Para un bulbo de hinojo y un puerro (un par de raciones generosas), sofreímos media cebollica y medio pimiento rojo en un chorrito de aceite de oliva. Cuando esté dorada, añadimos un par de ajos picados, los dejamos un par de minutos y añadimos un tomate rallado. Salpimentamos.

P1040959

Una vez hecho el sofrito, echamos el hinojo y el puerro, les damos un par de garbeos y los cubrimos con agua hirviendo (o caldo si tenéis). Y poco más, solo queda dejar que se cueza el hinojo y se reduzca el agua. Otra ventaja sobre la fideuà tradicional es que las probabilidades de que se pase son tremendamente escasas. Yo lo he tenido destapado alrededor de media hora y ha quedado suculento.

P1040962

En esta ocasión he usado un muslito de pollo, una salchicha, una sepia pequeña y unos mejillones, todo cocinado con el sofrito (de ahí el mar y montaña). Aunque por supuesto las combinaciones son poco menos que infinitas. Insisto en que no engañará a un comedor de fideuà, pero os aseguro que sin duda limpiará el plato 🙂

P1040976

 

Pseudo-lasaña II (de champiñones, ajos tiernos, alcachofa y no-bechamel de puerro)

Qué rica estaba… ¡Y qué lasañosa!! 🙂

P1040873

Por supuesto admite mil combinaciones de relleno (ésta ha sido el resultado de hacer acopio de algunos restos de verdura que tenía en la nevera y ha quedado de lujo, ¡en serio!)

P1040844

No he echado de menos la pasta ni la bechamel, os lo aseguro. Y además da mucho menos trabajo que una lasaña tradicional.

P1040838

Si queréis probarla, empezad por poner a hervir el puerro picado en un vaso de agua con una pizca de sal. Haremos una crema rápida de puerro que usaremos a modo de bechamel.

Mientras, cortad y limpiad los champiñones, la alcachofa y los ajos tiernos.

P1040843

Dadles un toque en la plancha o una sartén (así evitaréis que suelten toda el agua dentro de la lasaña).

P1040850

Cuando el puerro haya hervido unos minutos (si está picado se cocina enseguida) lo trituramos. Ya tenemos la no-bechamel de puerro (más fácil imposible). Queda como una vichysoisse ligera y deliciosa 🙂

Y estáis listos para montar la lasaña. Empezad con un toquecillo de crema de puerro en la base, una capa de champiñones, otra de alcachofa y otra de ajos tiernos.

P1040855

Cubrid con un poco más de no-bechamel de puerro y espolvoread con algo de mozzarella. Seguid con otra capa de champiñones (y de alcachofa y ajos tiernos si aún nos quedan) y de nuevo algo de no-bechamel.

P1040858

Coronad con más queso (yo personalmente adoro la mezcla de mozzarella y parmesano).

P1040861

No os quedará más que hornear unos 20 minutos o media horica. Veréis qué rica queda.

P1040877

¡Y congelada es un lujazo también!

P1040881

Pizza fácil low carb II (una Margherita en 8 minutos)

Aquí os traigo una estupenda pizza low carb y sin gluten rápida como ninguna. No queda crujiente, pero sí fina y con muy buen sabor, veréis qué apañada (y se prepara en un plis, ¡en serio!)

Para una mini-pizza de 10cm de diámetro he usado:

  • 60g de clara de huevo
  • 30g de harina de almendra
  • pizquilla de sal
  • media nuez de mantequilla

P1040865Mezclamos la clara, la almendra y la sal. Ponemos la mantequilla en una sartén antiadherente y vertemos la mezcla. La cocinamos un par de minutos a fuego lento.

P1040867Hasta aquí han pasado unos 3 minutos 🙂 (¡Podéis ir encendiendo el gratinador!). Dadle la vuelta a la base (veréis que si la deslizáis hasta el borde con los dedos os será bastante fácil, aunque si se rompe no será grave porque luego el queso fundido lo unirá/disimulará todo).

P1040868Dejadla otro minutejo y colocadla sobre una fuente para horno. Solo queda cubrirla con mozzarella, tomate, albahaca y un toque de parmesano.

P1040869Hasta aquí habrán pasado unos 5 o 6 minutos. No queda más que gratinarlo un par de minutos más y queda deliciosa.