Desayuno low carb XIII (o no-cereales de desayuno)

Aquí otra de esas cosiñas que, sea por costumbre o por la notable pericia de los publicistas de la Kellogg’s, echamos de menos: los cereales de desayuno. Si bien no los confundiréis con los míticos frosties, sí que dan el pego para acallar los anhelos de copos crujientes y azucarados.

La mezcla (obviamente adaptable a los gustos que buenamente tengáis) incluye:

P1050633

  • semillas de chía
  • semillas de lino dorado (y un poco de lino molido – que haría las veces de salvado de trigo)
  • coco rallado
  • canela molida
  • nueces, avellanas, almendras,  pipas de girasol  y/o pistachos machacados (sin mucho miramiento)

P1050635

Si el día lo merece, añadidle unas pepitas de chocolate negro. Os diré que queda la mar de “apañao” 🙂

image

Nubecillas de coco

Mmmmmmm… Qué alegría poder darse un capricho dulce de vez en cuando. Y si es así de tierno, fresquillo y delicioso, más. Eso sí, os tiene que gustar el coco, no creáis que sabe a marshmallow, porque no – sabe a coco 🙂

P1050629

Son cubitos de leche de coco gelificada, rebozados con coco rallado. Resulta una textura similar a la de la cuajada muy agradable.

Fácil, fácil. Solo debéis calentar la leche de coco con la rama de canela y apagar el fuego en cuanto rompa a hervir. Dejadla reposar un par de minutos, retirad la rama, añadid edulcorante al gusto y disolved la gelatina previamente hidratada  (adaptad la cantidad según la leche que tengáis, en el envase os pondrá las proporciones).

P1050626

Volcad la mezcla en un recipiente cuadrado y plano cubierto con papel film (este dato sí es recomendable si luego queréis cortar la gelatina a daditos) y dejadlo en la nevera una horita al menos.

P1050628Cortad los daditos y rebozadlos en el coco rallado. Mmmmmm… 🙂 ¡Mi madre es una fanática declarada!

FullSizeRender-2

Y no tiene por qué preocuparse si mira el análisis nutricional 🙂

image

Desayuno low carb XII o casi-crêpe II

Aquí mi segundo intento de crêpe: más fácil, más rápido y mejor.

P1050617

Lo tenía en tareas pendientes desde la época de mis primeros intentos creperiles (curiosos, ver aquí) y debo decir que me ha encantado. Para que os hagáis una idea de la textura: ¿sabéis las tortitas de huevo con pan rallado? En casa nos peleábamos por ellas  cuando había croquetas o rebozados. Así quedan  🙂

P1050614

Para dos crêpes generosas, he usado:

  • 2 huevos
  • 50g de almendra molida
  • 50g de leche de coco
  • una pizca de sal

Pues poco secreto queda por desvelar a partir de aquí: mezclar todo y cocinar en una sartén antiadherente con un pelín de mantequilla. Serán menos manejables que las de trigo, pero se les da bien la vuelta como a la típica tortilla de patatas. Con jamón york y queso quedan riquísimas, aunque el análisis nutricional no los incluye 🙂

image

 

Endivias pizzeadas

P1050576Sí, lo sé, a mi tampoco me apasionaron nunca las endivias, pero al ver la afición que les tienen los belgas (y visto que pensaba lo mismo de las coles de Bruselas a las que ahora soy adicta) me decidí a darles otra oportunidad. Os diré que el refrán aquél de “aunque la mona se vista de seda…” sería perfectamente aplicable.

P1050571

Eso sí, si os gustan las endivias, la “pizzeación” de las mismas os encantará. La idea era versionar las míticas endivias gratinadas belgas pero sin bechamel y con algo de alegría extra.

P1050572

Empecé por cocerlas (15 minutitos) y cortarlas por la mitad, “pizzearlas” y ponerlas a gratinar. No os engañaré, si os gustan las endivias es una buena manera de tomarlas. Si no os gustan, no creáis que la “pizzeación” esconderá su sabor. ¡Avisados estáis!

image

 

Pimientitos rellenos fríos

P1050564¿Que tenéis un montón de restos en la nevera y no sabéis qué hacer con ellos? ¿Que esos restos incluyen unos pimientitos y algo de queso o embutido? Pues no decaigáis y probad a rellenarlos 🙂

P1050566

Hoy me ha pillado con algo de mortadela (de la buena, la que tiene <0,1 azúcares), queso fresco de cabra y jamón. Así que como habréis sabiamente deducido, los rellené con ello. Y en dos minutos tuve unos mini pintxos la mar de “apañaos” y low carb.

image

Flores de alcachofa con jamón

Qué delicia por favor…

P1050603

¿Que las flores de alcachofa confitadas que tenéis aquí se os antojan pelín aceitosas? Pues dad por terminadas vuestras ansias frustradas de flores alcachofiles, que (sin el punto crujiente e irresistible que les da la fritura, todo sea dicho) aquí os traigo una versión casi igual de deliciosa que os permite dosificar el aceite como buenamente os apetezca.

P1050587

¿Secreto? Ninguno. Limpiad las alcachofas y colocadlas en una bandeja de horno, a 180ºC al menos media horica.P1050600

Pasado ese tiempo, poco os faltará ya para poder sumergiros de lleno en el particular e irresistible sabor de la alcachofa. Sacadlas del horno y abridlas a modo de flor, salpimentad, echadles el aceite que buenamente creáis oportuno y colocad en el centro una loncha de jamón. Volved al horno con ellas 5 minutejos más. ¡Y a por ellas, que son dos días!!

image

Desayuno low carb XI (o muffins de arándano)

Mmmmmmmm…. (y más mmmmmm….) Mi tesooorooo!!! 😉

¡No sabéis con qué ganas voy a desayunar esto mañana!

P1050592

No dejéis de hacerlos, por favor. Para unos 4 o 6 muffins (según el tamaño del molde), necesitáis:

  • 10 g de harina de coco
  • 1 puñado de arándanos
  • 2 huevos
  • 1 cucharadica de aceite
  • 30 g de harina de almendra
  • edulcorante al gusto (¡o no!)
  • 3 cucharadas de leche de coco (¡o agua!)
  • pizquilla de levadura química

P1050584Éstos no son como los muffin-soufflés que tienes aquí – vamos, que ni claras a punto de nieve, ni bechamel ni leches. Mezclamos todo, lo batimos enérgicamente un ratillo y a los moldes con ello.

P1050598Horneamos unos 15 minutos a 180ºC y… No se me ocurren calificativos que les hagan justicia 😀

image

Crème casi-brûlée de coco

Mmmm… La vida se ve diferente cuando uno puede meterse entre pecho y espalda una crème casi-brûlée – y si es low carb y ni siquiera te sientes culpable por ello, mucho más 😉

P1050555

Como hoy me lo merecía (os ahorraré los detalles, pero creedme, me lo merecía mucho), he decidido probar esta idea que hacía tiempo me rondaba por la cabeza. Me he limitado a adaptar la mítica receta de crème brûlée francesa sustituyendo la mezcla de leche y nata por leche de coco y el azúcar por tagatosa. Los puristas me diréis que no está realmente “brûlée” porque no tiene la cobertura de azúcar quemado crujiente. A vosotros os digo: después de una temporada sin catar el dulce, la mera ausencia de esa cobertura no os supondrá una razón suficiente para privar a esta maravilla de un nombre tan biensonante.

Aclarado esto, vamos al lío. Si preferís otros edulcorantes, simplemente adaptad la cantidad (la receta original para 2 yemas de huevo lleva  30g de azúcar). Para dos o tres moldecitos, según el tamaño, necesitáis:

  • 2 yemas de huevo
  • 15 g de tagatosa
  • 200 g de leche de coco
  • una rama de canela

P1050553

Empezad por infusionar la leche de coco con la canela calentándola hasta que hierva y dejadla reposar antes de mezclarla con las yemas y el edulcorante. Colocad la mezcla en un baño maría en el horno precalentado a 200º durante unos 25 o 30 minutos.

P1050561

Fría y espolvoreada con canela está de auténtico vicio. Os confieso que vale para quitar el mono de arroz con leche también 😉

image

 

Mousse de café low carb

Mmmmm… Qué apaño más rico, fácil y raudo-veloz. Podéis probarlo un día que hayáis usado yemas para otra receta y las claras se queden mirándoos desde el bol.

P1050547 Sí os daré un little tip: a menos que sea para comer enseguida, mejor disolved en el café caliente una hoja de gelatina previamente hidratada (las claras no se bajarán y la textura mousse se mantendrá felizmente). Dicho esto, para dos tacitas, usaremos:

  • 10 ml de café frío
  • una clara de huevo montada a punto de nieve
  • edulcorante al gusto (o no!)

Mezcladlo todo con cariño y volcad la mezcla en las tacitas. Dejadlas unos minutos en la nevera. Listo 😉 Si tenéis, coronadlas con cacao puro en polvo. Veréis cómo vuelan.

Crema fría de aguacate y espinacas

Qué fácil, qué rápida y qué apañada es…

P1050526

Para dos, poned en el vaso de la batidora:

  • dos aguacates
  • un buen chorro de zumo de lima
  • un tomate
  • un cacho de cebolla tierna al gusto
  • 4 o 5 anchoas
  • un par de puñados de espinacas frescas
  • sal y pimienta
  • un vaso de agua

P1050532Batid. ¡Listo! Queda de lujo con berberechos a modo de picatostes, obviamente si os gustan/ apetecen/ tenéis 🙂

image