Tupper de casi-repostería paleo y low carb (o el picnic/regalo perfecto)

¡Por fin! He aquí una bandeja-tupper de repostería paleo y low carb llevable la mar de aparente, apta para celíacos, intolerantes a la lactosa/fructosa, alérgicos al gluten/caseína e insulinorresistentes que acaban de superar un cáncer (lo que les ha convertido en verdaderos fanáticos del paleo low carb – como yo 🤗), una auténtica gozada que será igualmente idolatrada por todos aquellos que no quepan en las categorías anteriores.

Os reto a mirar el hermoso platico que me ha quedado después del encarnizado reparto del botín y decirme con toda sinceridad que no tiene una pinta tremenda. Yo desde luego me vendía sin titubeos por otro igual (y hasta por medio).

Y doy fe de que no solo son bellos, también levantarán comentarios del tipo “increíble que siga soltero/a” a vuestro alrededor así que vuestros co-comensales los caten. Francamente, no se me ocurre regalo mejor (o postre más apetitoso para un picnic de lujo).

Una vez convencidos y embarcados en el digno cometido de llenar vuestro tupper, llega el momento de decidir de qué. En esta ocasión, el rey indiscutible de la bandeja han sido las mini-tartas de calabaza (en este caso coronadas con unos deliciosos piñones), cuya receta tenéis aquí, porque es mi favorita-del-mundo-para-siempre-o-al-menos-de-momento.

Y, como no podía ser de otra manera, HABÍA que incluir mini-bizcochitos de chocolate con propina (hoy con fresas, frambuesas, nueces y pistachos). Tremebundos.

Y por supuesto, otro pastelito de obligada inclusión han sido las aclamadas nubecillas de coco (que tenéis aquí), una apuesta segura.

Y para rizar el rizo (y dar una opción paleo y apta para alérgicos al huevo), unos deliciosos “casi-ferreros” de “chocoaguacate”, simplemente soberbios (aunque esté feo que lo diga yo, pero a falta de abuela…) ¡Un hurra para la pastelera! 😀

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *