Nutricionista, psicóloga y cocinillas apasionada (además de feliz superviviente de cáncer, insulinorresistente con síndrome de ovario poliquístico y ex-gorda-depresiva-polimedicada)

Lionesas low carb o «si os concedieran tres deseos…»

28 septiembre, 2020

Lionesas low carb o «si os concedieran tres deseos…»

0 Comentarios

… ¿qué pediríais?

Yo hoy me veo en la feliz tesitura de no tener que dilapidar uno de ellos con el soñado «comer (y beber) todo lo que quiera sin que mi cuerpo ni mi salud se resientan» porque con la presente delicia lo doy por saciado. Estas lionesas son un deseo cumplido en sí mismas.

 

lionesas keto sin azucar sin gluten low carb de nata fresa

 

He aquí una exquisita versión low carb de los míticos profiteroles franceses. Escoltadas por los bollos de crema y los croissants, las lionesas lideraban el podio de los dulces que más echaba de menos… hasta hoy.

 

 

Así que por fin puedo afirmar que el día feliz que me tropiece con el genio de Aladín, sé que ya no me invadirá la tentación de derrochar un deseo pidiendo una bandeja de lionesas low carb 😊

Si también queréis quitaros esa espinita (o dejar con la boca abierta a quienes esperen almendras con nueces como único postre posible tras un keto-banquete), dadles una oportunidad, porque no os decepcionarán.

 

 

Para unas 20 lionesitas (que por cierto, sabed que se congelan estupendamente), apenas necesitáis edulcorar la excelsa pasta choux y rellenar los bocaditos alegremente, echando mano de:

• 2 huevos hermosos (las yemas por un lado y las claras batidas a punto de nieve bien firme por otro)
• 100g de tahine, la crema de sésamo
• una cucharada de almendra molida
• una cucharadita de impulsor químico (bien tamizadito, que no queden grumitos)
• 2 cucharadas de vinagre de sidra (o zumo de limón)
• edulcorante al gusto
• nata para montar (apenas 200ml bastarán)

 

 

Sí os diría que echéis mano de unas capsulillas de mini-magdalena, que la masa se pega al molde que da gusto y eso os facilitará muchísimo la vida. Y solo hay que empezar por encender el horno a 180º, colocar las capsulitas en sus moldecitos y mezclar todos los ingredientes menos las claras con energía.

Después, añadid la mitad de las claras batidas sin preocuparos mucho hasta que obtengáis una masa uniforme. Ahora sí, la segunda mitad de las claras hay que incorporarlas con una espátula y movimientos envolventes, nada de batidoras que se nos fastidia el plan.

 

 

¡Y a los moldecitos con ello! Metedlos en el horno en seguida. En apenas 10-15 minutos estarán doraditas y listas para ser liberadas. Cuando se enfríen, ya las podréis cortar a modo de mini-bocadillitos y rellenar felizmente.

Si también os va lo clásico, simplemente batid la nata (añadiéndole su poquito de edulcorante al final), metedla en una manga pastelera (o no, que embadurnadas a cucharadas quedan tremendas igual) y colocad su poquito de nata sobre cada media lionesita de abajo. Cubridlas con la media lionesita de arriba y listas.

 

lionesas keto sin azucar sin gluten low carb de nata fresa

 

Si sois más de trufa, sabed que en unos días publicaré los éclairs, una versión chocolateada y larguirucha de las lionesas.

Aunque como yo hoy tenía unas pocas fresas semi-pochas, he hecho un pelín de casi-mermelada gelatinizada y las he rellenado con nata «fresizada» (igualica que la que cubre la tarta-mousse de fresa, ofrenda a San Valentín).

¿A que quedan cuquísimas? Pues esperad a probarlas. Su pinta celestial no le hace justicia a su sabor.

Si ya decía yo que son en sí mismas un deseo cumplido… 😇

 

lionesas keto sin azucar sin gluten low carb de nata fresa



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *