Nutricionista, psicóloga y cocinillas apasionada (además de feliz superviviente de cáncer, insulinorresistente con síndrome de ovario poliquístico y ex-gorda-depresiva-polimedicada)

Mermelada low carb «calma-ansias» (de fresas o no)

23 septiembre, 2017

Mermelada low carb «calma-ansias» (de fresas o no)

2 Comentarios

Ignoro si será porque las noches empiezan a ser frías y largas o por un trastorno bipolar no diagnosticado, pero hoy me he visto moralmente obligada a calmar unas imponentes ansias de dulce.

Y he elegido una de esas trampas a las que recurro muy de vez en cuando, la excelsa mermelada low carb (o coulis,  si lo dejáis más mojadico, como yo hoy).

 

mermelada low carb keto

 

Y es que no solo de aguacate y aceite de coco vive el low-carbista incondicional.

Desde aquí todo mi respeto y apoyo para los que decidáis liberaros de la adicción al dulce de una vez por todas, pero yo opino que la vida nos limita ya bastante como para renunciar activamente a un caprichillo ocasional (ved Edulcorantes: El Dilema o «Mary Poppins solo hay una» para más señas).

 

 

¡Encima me lo han puesto «a huevo»!  Andaba yo paseando por el mercado cuando los he visto: unos fresones de cultivo ecológico con una pinta tremenda. No dispongo de evidencia gráfica, pero intuyo que mi dilatación pupilar habrá sido rotunda.

En otro momento habría sido disciplinada e ignorado el canto de sirenas (que vivo sola y llevarme tal cantidad de fruta es demasiado tentador), pero hoy me lo merecía y me he dado permiso. He vuelto a casa agarrando una cestita de fragantes fresones maduros como si fuera una quiniela con un pleno al 15.

 

 

Y he destinado los más pochos a mi bienamada mermelada-coulis  (merme-coulis  para los amigos), que es fácil a rabiar y resulta perfecta para embadurnar mis «no-panecitos» de sésamo de hoy.

Si os decidís a darle una oportunidad, sabed que, para probarla, solo necesitáis:

  • un «puñao» de fresas, arándanos, frambuesas, moras y/u otras bayas que os apetezca «merme-coulisizar» partidicas a cachillos
  • edulcorante opcional (yo no le echo, pero reconozco que mi rollo con el dulce ya roza lo estoico, mejor probadlo a ver)
  • el zumo de medio limón y un chorrillo de agua adicional si os gusta más mojadica

 

 

Y al cazo con ello a fuego lento.  Si os tira más el lado «merme», dejadlo al menos 10 o 15 minutos (según la cantidad que hagáis, puede tardar un ratiño más). Si sois más de coulis,  apagad el fuego cuando empiece a caramelizar. Y si veis que el limón no basta y la fruta se seca, echadle un chorrillo más de agua o zumo de limón. ¡Y ya está!

La verdad es que queda exquisita, apenas un pelín más ácida que la mermelada tradicional. Por mi parte, doy por saciadas mis ansias de dulce por una buena temporada.

 

mermelada low carb keto

 

Eso sí, los edulcorantes que utilizamos (o la ausencia de ellos) no tienen las ventajas conservantes del azúcar, así que consumid el merme-coulis  en un par de días a lo sumo. Aunque si lográis que os sobre, siempre podéis congelarlo. Yo nunca lo he conseguido, pero se conoce que la posibilidad (aunque remota), existe 😁



2 pensamientos sobre “Mermelada low carb «calma-ansias» (de fresas o no)”

  • Además de que al hacer y «zamparnos» algunas de las recetas que has publicado he comprobado que están buenísimas!!! En la forma que tienes de explicarte y comunicarte se deduce gran simpatía, corazón y educación….. Quiero felicitarte, sobre todo, por esto último y por supuesto por tus recetas!! Una lastima que no vivamos cerca y poder conocerte personalmente. Un abrazo y mucha fuerza!!.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *